Exigirán solvencia económica a contratistas para ejecución de obras educativas

Con el objetivo de asegurar que las empresas contratistas ganadoras de los procesos de selección para la construcción de colegios en nuestro país cuenten con la liquidez necesaria que les permita  culminar la ejecución de los trabajos, el Programa Nacional de Infraestructura Educativa (Pronied), del Ministerio de Educación (Minedu), exigirá como requisito la presentación de documentación que demuestre una solvencia económica que permita cumplir con las obligaciones contractuales.

Esto, conforme al nuevo Reglamento de la Ley de Contrataciones del Estado (RLCE), aprobado mediante D.S. N.º 344-2018-EF y que entró en vigencia el 30 de enero del presente año. En el artículo 29 se señala que la entidad podrá contemplar los requisitos de calificación que considere necesarios. Asimismo, en el artículo 49 se indica que, para las licitaciones públicas de ejecución de obras, puede adoptarse como requisito de calificación la solvencia económica.

La solvencia económica es la capacidad que tiene una persona, natural o jurídica, de poder atender a las obligaciones asumidas, tal como son el pago de sueldos, compra de materiales, entre otras propias de las labores a realizar, de acuerdo a lo establecido en el RLCE. En dicho Reglamento, se estipula que el Pronied debe determinar los requisitos a utilizar para medir la solvencia económica, pudiendo considerar, para tales efectos, líneas de crédito u otros documentos de similar finalidad.

El Pronied ya ha convocado un proceso de licitación con este requisito, solicitando el 100% de solvencia económica. Se trata del proyecto de mejoramiento del servicio educativo de tres instituciones educativas de Lima MetropolitanaN.° 7070 Dra. María Reiche y N.° 6078 Santa Rosa, de San Juan de Miraflores, y N.° 7242 Divino Maestro, de Villa El Salvador, por un valor referencial de S/ 31 millones 629 mil 841. El 18 de junio se realizó el otorgamiento de la buena pro.

Es necesario resaltar que el Pronied continuará cumpliendo con el pago de las valorizaciones y con las demás obligaciones contractuales estipuladas en la Ley.

De esta manera, gracias a la nueva disposición del Reglamento de la Ley de Contrataciones del Estado, el Pronied eleva el nivel de los participantes de los procesos de convocatoria, siendo más exigentes para garantizar que las empresas cuenten con el respaldo económico y financiero necesario a fin de cumplir con las obligaciones.