Ford Ranger: la pick-up ideal para el negocio de la construcción

Ford Ranger

Potencia, torque, capacidad de carga, robustez y maniobrabilidad son algunos de los atributos que caracterizan a las pick-ups ideales para complementar el trabajo duro. Si busca una pick-up para tareas de construcción o transportar materiales, Ford ofrece un portafolio de Raza Fuerte con vehículos que logran satisfacer los requerimientos laborales más extremos dentro o fuera de la ciudad, con un equipamiento que provee el mejor desempeño y un equipamiento de seguridad que garantiza la protección y total efectividad como herramienta para las tareas que el conductor decida.

Ford Ranger se encuentra en el Top 3 de su categoría en ventas, gracias a su alto nivel de satisfacción al volante y dinamismo en el performance. La pick-up destaca por sus dos opciones de motorización de 2.2L y 3.2L TDCi (197 HP de potencia y 470 Nm de torque), conformado por 5 cilindros en línea especialmente diseñados para mejorar el rendimiento de esta poderosa herramienta de trabajo.  Además, su transmisión complementa la oferta de motores para ofrecer la potencia necesaria y una sensación de manejo placentera, similar a la de un vehículo de alta gama. Asimismo, su Tracción 4×4 permite sortear obstáculos y circular por cualquier terreno, mientras que el Control de Tracción monitorea la velocidad de cada rueda y evita resbalamientos.

Gracias a la robustez, potencia, sistemas eléctricos de control y capacidad volumétrica de su caja, Ranger transporta cargas de hasta más de una tonelada con una capacidad de arrastre de más de 8,000 kilogramos; ideal para el traslado de personal en obras urbanas o rurales, distribución de materiales e insumos de construcción o para el remolque de maquinaria pesada como un minicargador, trompo mezclador o mini rodillo aplanador, etc. Además, el Control de Carga Adaptativo (LAC) detecta la cantidad y distribución sobre cada eje para ajustar automáticamente el Control Electrónico de Estabilidad y optimizar el comportamiento del vehículo mientras trasladan materiales o insumos.

Comprometidos con mejorar la seguridad, Ford rediseñó por completo la suspensión de Ranger en toda su gama, mejorando la barra estabilizadora y ajustando la altura de la suspensión según el peso de carga, optimizando de esta manera el sistema de amortiguación. Así, los usuarios podrán percibir un mejor control de movimiento de la carrocería, lo cual perfecciona el manejo y brinda mayor comodidad sobre asfalto y también fuera de él. Además, los colaboradores a bordo viajarán totalmente protegidos gracias a su equipamiento con hasta 7 airbags en las versiones XLT y Limited (frontal conductor y pasajero, rodilla de conductor, laterales de tórax y cortina). 

La pick-up de Ford, también, incorpora tecnologías de manejo semiautónomas exclusivas como el Control Crucero Adaptativo, el Sistema de Mantenimiento de Carril y el Asistente de Pre-Colisión con detección de peatones y vehículos. Adicionalmente, cuenta con Control de Tracción (TCS); Control Electrónico de Descenso (HDC); Asistente de Partida en Pendiente (HLA) y Control de Balanceo de Trailer (TSM).

Ranger está disponible en 8 versiones: XL 4×2 2L, XL 4×4 2L, XL 4×4 3.2L, XLS 4X4 3.2L, FX4, XLT 4×4 MT, Limited 4X4 AT y Ranger Raptor 4×4; con garantía de 5 años o 150,000 kilómetros de recorrido; en el caso de repuestos comercializados e instalados en un concesionario Ford es de 20,000 kilómetros o 1 año.

Para usuarios empresariales, Ford desarrolló la unidad de negocio Flotas y Ventas Corporativas, el aliado estratégico ideal en términos de movilidad al brindarles productos globales como las pick-ups de Raza Fuerte, que satisfacen las necesidades de las industrias más exigentes o para las que ofrecen el servicio de arrendamiento bajo la modalidad de leasing operativo. Para conocer más, visita Ford.pe.