El próximo Megasismo 8.8+: Recomendaciones para acciones preventivas que protejan la vida y operatividad de la ciudad (Parte 2)

Por: Dr. Ing. Raúl Delgado Sayán

Un escenario de fenómeno natural como el descrito en la primera parte requiere, con carácter de urgencia, el establecimiento de acciones preventivas para proteger la vida de la población de mayor vulnerabilidad, así como la continuidad operativa de los servicios esenciales de la ciudad.  Lima y Callao son esenciales para la sostenibilidad social y económica del Perú.

Para mitigar y atenuar los daños antes mencionados en propiedades pública como en privadas, dado el carácter multisectorial de los sectores afectados y su interdependencia, entre ellas se recomienda el establecimiento de un equipo muy especializado que planifique, ejecute y supervise las acciones a tomar y que reporte de manera directa a la Presidencia de la República, dotando de recursos presupuestales suficientes para poner en marcha un programa que en el más breve plazo contemple lo siguiente movilizando a las unidades ejecutoras de cada uno de los Sectores involucrados:

Enseñar a salvar la vida a la población de mayor vulnerabilidad debido a las precariedades de sus viviendas (laderas, rellenos en zonas de valles, autoconstrucción), que muy probablemente colapsarán.  Para ello se recomienda visitarlos en sus propias viviendas para enseñarles lo que deben de hacer para salvar la vida tan pronto suene la alarma del sistema de alerta temprana del IGP.  Esta labor puede ser organizadamente realizada por estudiantes de ingeniería civil del último ciclo previo a su graduación como requisitos de servicio civil obligatorio.

Revisión y reforzamiento de la capacidad resistente de todas las estructuras de servicios básicos de la ciudad que tienen que seguir operando después del sismo y a los cuales me he referido anteriormente en el presente artículo y que ellas están definidas en el Cuadro 5: “Categoría de Edificaciones” de la Norma E-030 del Reglamento Nacional de Edificaciones.

Ejecutar proyectos de reforzamiento en puntos emblemáticos y muy críticos para la ciudad que implican daños sustanciales muy fuertes y generalizados para evitar innumerables pérdidas de vidas humanas; propiedad patrimonial y defensa de la ciudad frente al tsunami, como sería el caso de los Acantilados de la Costa Verde, para lo cual hay un proyecto definido para proteger la integridad de los 23 Kms de los acantilados.

Recomendar para Edificaciones privadas y públicas la revisión del estado de sus estructuras y del mantenimiento a través de los años para que tengan una capacidad resistente para soportar, sin colapsar, un sismo de gran magnitud y sus réplicas sin sufrir daños extremos severos que la coloquen en situación inhabitable.  Tanto en el caso de edificaciones públicas como en privadas esto deberá ser realizado por las propias instituciones o por las personas naturales que los ocupan y siguiendo la Norma E-030 del Reglamento Nacional de Edificaciones, labor que correría a cargo de ingenieros civiles estructurales especializados en la materia.

Deberá tomar en consideración que muchas de estas edificaciones son muy antiguas e incluso casi centenarias y que fueron construidas en épocas en que no había normas sismo-resistente y menos aún para sismos de la magnitud como lo que ahora se espera.

Recursos económicos para programas de reducción de vulnerabilidad y atención de emergencias por desastres

El proyecto de Presupuesto del año 2022 contempla la Partida 0068 “Reducción de la vulnerabilidad y atención de emergencias por desastres” con una cifra similar a la realizada en presupuestos de años anteriores y que en este caso es de S/. 2,071 millones, que viene a representar prácticamente el 1% del total del Presupuesto de S/. 197,000 millones, cifra que es bastante exigua para un programa de la magnitud antes descrito.

La suma antes mencionada contiene un total de 343 partidas a ser ejecutadas por el Gobierno Nacional, Gobiernos Regionales y Gobiernos Locales.  Dentro de la relación de todas las partidas solamente se ha podido identificar a 2 partidas con relevancia para prevención sísmica bajo la denominación de: “Creación del servicio de generación de información, monitoreo, alerta, difusión y comunicación para el Sistema de Alerta Temprana ante sismos a lo largo de la costa del Perú”, siendo una de ellas la No. 2454990 a cargo del Instituto Nacional de Defensa Civil (INDECI) por la suma de S/. 12’091,091 y bajo la misma denominación la partida 2454990 por S/. 1’839,824 a cargo del Instituto Geofísico del Perú (IGP). 

Este sistema es muy bueno y necesario porque permitirá contar con varios segundos adicionales anticipándose al sismo, protegiendo así la vida de nuestros conciudadanos si son usados adecuadamente.

Asimismo, existen varias partidas bajo la denominación IRI en locales educativos a cargo del Gobierno Nacional y Regionales para intervenciones de reconstrucción en los locales educativos hacia actividades de conservación y/o mantenimiento para restablecer los servicios afectados por el desastre natural (no solamente de sismos), pero sólo hasta la recuperación de la infraestructura preexistente con la normatividad que le sea aplicable. 

Se recomienda que en dicha reconstrucción se puedan incorporar los criterios de resiliencia y mejoramiento de capacidad resistente anteriormente descrito para sismos de gran magnitud y sí esto no hubiera sido incluido, que estas partidas puedan ser aumentadas para tenerlas en cuenta y así evitar el riesgo de vida de los alumnos.

Consideraciones finales

¿Sirven los simulacros de sismo?

Ciertamente que sí, para generar conciencia de la inminente ocurrencia de un megasismo importante.  Sin embargo, no son suficientes por sí solos para motivar acciones de prevención efectiva para minimizar los daños antes descritos, porque en los simulacros no se genera pánico ni el sacudimiento enorme del suelo que dificulte mantenerse en pie generando dudas sobre el comportamiento real en la población y postergación del sentido de emergencia al constatar que no se ha producido el sismo ni los daños que esto acarrea, con lo cual la noticia pierde interés.

Las medidas tratadas en el presente artículo deben formar parte del plan de cada entidad encargada de proporcionar los servicios básicos operativos de la ciudad, bajo la premisa de considerar los respectivos escenarios de daños; el qué hacer para revertirlos y en lo posible incorporar medidas de redundancia que permitan siempre brindar los servicios, aun cuando algunos componentes hayan sido fuertemente afectados y que estas alternativas cumplan con diseños que incorporen conceptos de resiliencia.

Así mismo, una llamada final al Estado Peruano para que en sus nuevas inversiones, ya sea bajo la modalidad de APPs o como Convenios de Gobierno a Gobierno (modalidad ésta que no debiera continuarse) exija -conforme lo establece la Ley-  el cumplimiento estricto de las normas de diseño antisísmico E-030 del Reglamento Nacional de Edificaciones del Perú, que han sido diseñadas de manera muy cuidadosa para las condiciones sísmicas del país que son de las más exigentes del mundo, por encontrarse en la zona del Cinturón de Fuego del Pacífico, donde ocurren el 80% de los mayores sismos en el mundo. 

El desempeño correcto de la ingeniería exige un profundo conocimiento del entorno físico del Perú y de los fenómenos naturales y orográficos de nuestro país que no son comunes a la mayoría de otros países.  Los ingenieros peruanos sí los conocen y están preparados para ellos.