Equipos industriales: ¿qué beneficios aporta su mantenimiento a la empresa?

El mantenimiento industrial es una herramienta fundamental para el buen funcionamiento de cualquier empresa de ámbito industrial, ya que repercute directamente en su proceso productivo. Este paso se puede definir como el conjunto de actividades necesarias para lograr un adecuado funcionamiento tanto de instalaciones, como de las maquinarias y/o equipos que deben rendir de forma óptima durante los procesos que demande la compañía.

Los planes y las acciones de mantenimiento que ejecutan las empresas son trascendentales, para mantener un correcto y regular funcionamiento de las máquinas y los demás equipos utilizados en la fábrica. Sin duda, este hecho, incide positivamente en la calidad y cantidad de la producción.

Ante la pandemia que se encuentra afrontando el país es importante que las compañías consideren el mantenimiento industrial de los equipos, con la finalidad que no aparezcan medianas a grandes fallas o tenga tiempos de parada que generen un retraso en la producción de productos de primera necesidad, como lo son los alimentos y bebidas

“Se debe tener en cuenta la relevancia de contar con un buen lubricante de grado alimenticio, que cumpla las normas NSF (National Sanitation Foundation), los cuales son empleados para equipos, aplicaciones y plantas procesadoras, con el fin de garantizar la óptima evolución de las maquinarias, así como obtener mejores resultados con la producción en los tiempos pactados con el cliente y sin riesgos de contaminación”, indica Percy Brazo, Jefe Ténico de TOTAL Perú.

Resaltar, que el mantenimiento industrial es una inversión que genera grandes beneficios. Entre los más importantes:

  • Prevenir y evitar accidentes laborales Aumentando así la seguridad para las personas que intervienen en el proceso productivo.
     Disminuir pérdidas por paradas de la producción.
    • Impide que surjan daños irreparables en tus instalaciones industriales.
    • Aumenta la vida útil de tus equipos
    • Mejora la calidad de tu actividad industrial