Norma técnica regulará vivienda de emergencias en casos de desastres

Las familias afectadas por un desastre, que atraviesen además por una situación de estado de emergencia, podrán ser atendidas con Módulos Temporales de Vivienda que garanticen buenas condiciones de habitabilidad y mejoren la calidad de vida de los damnificados mientras sobrellevan la adversidad.

Para ello, el Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) ha elaborado el proyecto de “Norma Técnica para Módulos Temporales de Vivienda en casos de declaratoria de Estado de Emergencia (MTVE)”, a través de un trabajo consensuado con la Dirección de Construcción de la Dirección General de Políticas y Regulación en Construcción y Saneamiento, la Dirección General de Programas y Proyectos en Vivienda y Urbanismo y el Programa Nuestras Ciudades del MVCS, así como el Instituto Nacional de Defensa Civil – INDECI, el Colegio de Arquitectos del Perú, la Cámara Peruana de la Construcción, el Colegio de Ingenieros del Perú y la Cruz Roja Peruana.

“El proyecto de norma establece las características mínimas de seguridad, salubridad, funcionalidad, temporalidad, flexibilidad, accesibilidad universal y asequibilidad, entre otros aspectos, que deben tener dichos módulos”, indicó el ministro de Vivienda, Miguel Estrada. Asimismo, especifica cuáles son los servicios básicos que deben considerarse: desde agua potable saludable, sistema de eliminación de excretas y servicio de recojo de residuos sólidos.

Sobre las características mínimas de diseño, se ha establecido una vida útil mínima de tres años por cada módulo y se ha considerado en el diseño, ventanas para iluminación y ventilación natural, soluciones adecuadas para la filtración de lluvias y dos ambientes interiores como mínimo; respecto a los materiales empleados para su construcción, se ha considerado materiales inocuos e incombustibles. La superficie esta entre los de 18.00 m2 a 24.00 m2, dependiendo de la zona bioclimática.

Respecto al lugar donde se atendería con los MTVE, considerando la naturaleza del desastre ocurrido, comprende la modalidad en sitio propio o en un predio de evacuación temporal, estableciendo la distribución en conjunto y albergues, diferenciándose por la cantidad de módulos a instalar, los servicios y las áreas comunes que deberían tener, garantizando la apropiada relación con el entorno y accesibilidad universal.

Por otro lado, con una visión integral, se busca coadyuvar en la afectación emocional que conlleva en las personas el hecho de atravesar por una situación de emergencia; por lo que la norma contempla, de acuerdo al tipo de atención que se aplique, la construcción cercana a espacios comunes para la distensión y el entretenimiento, a fin de generar bienestar en la población afectada.

Con la elaboración de este proyecto de norma se busca resolver un vacío técnico y legal, porque que no se contaba con una norma específica, esto generaba que en la medida de lo posible se apliquen los criterios para una vivienda definitiva.

La norma, elaborada por la Dirección de Construcción y la Dirección General de Programas y Proyectos en Vivienda y Urbanismo, se encuentra en su etapa inicial, por lo que se espera recibir aportes de especialistas y de la ciudadanía en general a fin de obtener una norma consensuada y en beneficio de la población.