Comeco apunta a proyectos por US$ 30 millones con nueva planta en Chilca

Con 20 años de operación en el sector de metalmecánica, el Consorcio Mecánico Comercial (Comeco) acaba de inaugurar su nueva planta en Chilca, en el nuevo clúster industrial que en esta zona del sur de Lima se empieza a consolidar.

 

La planta, con una capacidad de producción de 70 toneladas, demandó una inversión de US$ 10 millones, y nace en respuesta a una mayor demanda de estructura, dijo el gerente general de Comeco, Abel Iglesias.

 

“Estamos operando desde enero. Fuimos una de las primeras empresas en llegar y ahora la planta que tenemos es automatizada y con control numérico, que permite mejorar el trabajo en todas las áreas y que nos lleva a consolidar las operaciones”, dijo tras precisar que la planta tiene en total 50,000 metros cuadrados y se han construido naves de 10,000 metros cuadrados, además de otras áreas que no son techadas.

 

La empresa también cuenta con un local en Villa El Salvador de 12,000 metros cuadrados, del cual se desprenderán más adelante para consolidar la operación en Chilca.

 

Proyectos

 

Con el aumento en la capacidad instalada, se abre la oportunidad de ingresar a la fabricación de estructuras metálicas pesadas y proyectos industriales en general. Así, el proyecto le ha permitido a la empresa arrancar el año con contratos para compañías alemanas y locales. Entre ellas, Cementos Pacasmayo para su nueva planta en Piura.

 

“Este año vamos a consolidar la operación. Durante el 2014, el año se presentó bien, pero la expectativa es que en este 2015 sea mejor, y estimamos cerrar con US$ 30 millones en proyectos”, sostuvo el ejecutivo.

 

Así, entre los proyectos que tienen, se cuenta la construcción de más de 1,500 toneladas de estructura para la planta de Pacasmayo, además del manejo de materiales para el Grupo Buenaventura y fajas transportadoras para Propec, además de Yura, con la que están trabajando las ampliaciones de su planta en Misti (Arequipa).

 

“Este año los proyectos vendrán más por áreas de manejo de materiales, fabricación de estructuras de proyectos hidromecánicos, además del desarrollo del área de montaje electromecánico, que es uno de nuestros objetivos este año”, comentó.

 

Inicio. La empresa arrancó operaciones en el 2006 y en un inicio se dedicó solo a la fabricación, reparación y alquiler de equipos para minería y construcción.

 

Divisiones. Las capacidades de la empresa han crecido, pero la división de minería y construcción y energía representa un 40% del total y en ventas el 30%.

 

Expectativa. Con la planta en Chilca podrán crecer este año un 40% en ventas, estimó Abel Iglesias.

 

Fuente: Gestión