Cementos Pacasmayo mantiene plazos para proyectos de inversión

La nueva planta de cemento estará operativa en el 2015 y Fosfatos del Pacífico, en el 2016. Su gerente general recomendó a las empresas aprovechar mejor el esquema de Obras por Impuestos formando consorcios y dedicando un equipo especial.

Entre los proyectos que tiene Cementos Pacasmayo, dos son emblemáticos: la nueva planta de cemento y Fosfatos del Pacífico, ambos en Piura y cuyos plazos previstos para entrar en operación se mantienen, informó el gerente general de la empresa, Humberto Nadal Del Carpio.

La nueva planta de cemento “avanza a toda velocidad”, la obra civil comienza a ejecutarse en octubre próximo y los equipos empezarán a llegar en noviembre de este año, refiere.

“Habíamos planeado tener funcionando esta planta en el primer semestre del 2015 y ese plazo se mantiene. El estudio de impacto ambiental (EIA) ya fue aprobado, es un proyecto que permitirá incrementar la capacidad de producción en 1.060 millones de toneladas”, precisa.

El otro proyecto, Fosfatos del Pacífico, tendrá una capacidad para producir 2 millones de toneladas de roca fosfórica concentrada. Pacasmayo tiene el 70% del proyecto y Mitsubishi Corporation el 30%.

“Se ha planeado que esta planta entre en producción en el 20016. La ingeniería básica del mismo estará terminada en menos de un mes, lo cual dará las cifras definitivas para el estudio de factibilidad económica”, detalla. Con Mitsubishi, agrega, tienen un convenio (Take or Pay, o compra a firme) para toda la producción por 20 años, lo cual da tranquilidad.

Obras por impuestos

Nadal está convencido de que la concepción (la filosofía) del esquema Obras por Impuestos (OI) “es extraordinaria”, porque junta recursos que existen y capacidad de gestión que tienen las empresas privadas.

Hace dos años (2010) Cementos Pacasmayo hizo el Complejo Qhapac Ñan en Cajamarca, su primera obra bajo esta modalidad y ahora están haciendo el Intercambio Vial Mansiche (Trujillo), una obra de S/. 24.9 millones, en consorcio con la empresa Volcan (50% cada uno), donde Pacasmayo tiene la gestión del proyecto. La obra comenzó en enero de este año y, aunque tienen plazo hasta fin de año, en octubre la inaugurarán.

Sí funciona

Nadal sostiene que el esquema ha funcionado para ellos porque existe un equipo en la empresa (Cementos Pacasmayo) que se dedica a este tema y ha identificado obras en todo el norte y la Selva.

“Y estamos evaluando estas (decenas de) obras porque nuestra idea es dedicar unos S/. 20 millones al año, durante los próximos cinco años, es decir, S/. 100 millones”, refiere.

Consorcios

Si bien hay muchas empresas que están haciendo proyectos bajo esta modalidad, Nadal considera que se tiene que difundir más, ya que el potencial es enorme. Y para aprovecharlo las empresas, en su opinión, tienen que consorciarse (así pueden hacer obras de más envergadura) y asignar un equipo que entienda (el esquema).

Por su parte, las autoridades regionales, si bien se muestran dispuestos a usar este esquema, agrega, deben priorizar sus proyectos con buenos estudios, porque no se trata de hacer cualquier obra.

“Las empresas tienen capacidad para hacer estos proyectos, pero tienen que creer en el mecanismo que, como yo lo he visto, es uno en el que ganan todos”, concluyó.

Fuente: Gestión