Autoconstrucción mantiene dinamismo en sectores B y C

Causas. En los conos de Lima se nota tendencia a esta actividad. En provincias se observa aceptable avance en las obras de infraestructura, y frena desaceleración del sector.

No es un secreto para nadie que la desaceleración en el sector construcción ha sido evidente este año, e incluso, en setiembre último el PBI sectorial se redujo en 1,34%, luego de 26 meses de crecimiento continuo.

«A pesar de todo ello, el PBI sectorial estará más arriba de los dos dígitos al final del año», estimó el gerente comercial de Ladrillos Lark, Alberto Chara.

Explicó que uno los factores que frenó un tanto la desaceleración del sector fue que la autoconstrucción mantuvo su ritmo en los últimos meses, principalmente en los segmentos B y C.

«Si bien los segmentos B y C se proyectan en comprar casas listas a proyectos de envergadura, existe una gran parte que prefiere la autoconstrucción», dijo.

Indicó que esta actividad mayormente se da en los conos de Lima, porque en el Centro de la capital ya está copado, por temas de licencia de construcción, falta de espacios y habilitaciones urbanas.

Chara comentó que uno de los negocios que se afecta con la desaceleración es la de los ladrillos, pues la cantidad de colocaciones entre agosto y noviembre se vio desfasada en un 15%, respecto al mismo período del año pasado.

«Esto ocurre mayormente en Lima, porque el dinamismo del sector a nivel de obras de infraestructura en los gobiernos regionales es relativamente sostenido», afirmó.

Agregó que buenos ejemplos se dan en las regiones de Lambayeque, San Martín Loreto, Áncash, Arequipa, Cusco.

El ejecutivo comentó que Lark, con sus dos plantas operativas (Lima y Lambayeque) espera terminar el año con una participación de 28% en el mercado de ladrillos.

«Con la puesta en marcha de una nueva planta en Arequipa o Moquegua, para el 2014 proyectamos un 34%», afirmó.

Fuente: Andina